Por desgracia, existe mucha gente sin hogar que, muy a su pesar, se ha convertido en paisaje habitual de las calles de las ciudades. Tanto es así que los ignoramos por completo, como si fueran animales. A veces, ni siquiera eso.

Publicis Conseil ha realizado un experimento, contraponiendo las miradas que recibían un vagabundo y un perro callejero. El resultado queda claro y deja patente una realidad incómoda.

Depaul France

Visto en Adeevee.

Anuncios