Stephanie es una chica que no suele ver mucho a su padre debido a su trabajo: astronauta. A pesar de la distancia, quiso enviarle un mensaje, por lo que ni corta ni perezosa, en vez de tirar de WhatsApp, tiró de neumáticos.

La marca Hyundai creó gracias a 11 Hyundai Genesis el mensaje más grande jamás realizado. Su superficie de 5,5 kilómetros cuadrados hizo que se pudiera ver desde el espacio, por lo que el llegó a la Estación Espacial Internacional y, en consecuencia, al padre de la muchacha.

Hyundai desierto

La idea es de Innocean Worldwide Corea y la he visto en Creative Criminals.

Anuncios