Los seres humanos somos muy incoherentes. Censuramos comportamientos dañinos de otra gente, pero no solemos hacerlo cuando se trata de nosotros mismos. Es más, tampoco lo hacemos cuando somos víctimas de nuestra forma de ver el mundo.

Esta nueva campaña de Dove pretende cambiar eso, haciéndonos ver desde fuera lo crueles y fuera de lugar que pueden ser los comentarios que nos autoinflingimos. Un pensamiento positivo puede cambiar nuestra dinámica y, por tanto, cambiar el modo en el que vemos el mundo. Al final, es una esclarecedora manera de hacer percibir un problema ideada por Ogilvy & Mather Paris.

Dove

Visto en Creative Criminals.

Anuncios