Llevamos un tiempo hablando acerca del miedo como herramienta de comunicación, incluso hemos visto algún caso que no nos ha acabado de convencer. La acción de hoy sí me parece un buen ejemplo de cómo utilizar la tensión adrenalínica del miedo sin causar un infarto a nadie y realizando una acción notoria en cines.

Para hablar de Fox crime, el canal de suspense de la empresa, realizaron esta acción en la que la trama salta desde la pantalla hasta la propia sala de cine. Mal rollo, pero del bueno. No hace falta provocar un infarto a nadie para provocar un poco de tensión en la gente.

Fox crime

Visto en Buzilla.

Anuncios