La energía no se crea ni se destruye, sólo se transforma“. Tras esta máxima que hemos escuchado tantas veces se encuentra una realidad tan palpable como la que ha evidenciado Adidas, transformando la energía cinética de cientos de corredores en energía lumínica, capaz de iluminar un antiguo recinto deportivo.

La acción fue ideada por TBWA Mosow y deja clara la existencia de innovaciones capaces de transformar cualquier tipo de energía en otra aprovechable para el ser humano. Un camino por el que el ser humano lleva caminando desde hace un tiempo y por el que debería a empezar a correr desde ya. Y que sea un buen sprint.

Adidas

Visto en I believe in advertising.