Admitidlo bribones: sois de los que os descargáis series y películas para verlas antes que nadie. Pero el español medio tiene un nivel medio de inglés (lo que suele ser saber decir “poteito” y poco más), con lo cual hay que tirar de subtítulos. No viene mal una acción como esta para recordar a gente como yo que hay que ponerse las pilas con los idiomas.

Un público cautivo y un mensaje claro y esclarecedor. Buen trabajo de Young & Rubicam Perú para el Británico English Institute.

The barely legal media space