A veces la educación mezclada con el entretenimiento es una buena manera para concienciar a los consumidores y, en este caso, esto es lo que han pensado en el Opticians Council of Canada. Atentos a la campaña tan molona que se han montado con una proyección interactiva.

El vídeo habla por su cuenta y el resultado de la acción, también. Una genial manera de fomentar la interactividad y allanar el camino para captar la atención. Obra y gracia de la agencia canadiense My Loud Speaker.

He encontrado esta campaña en Great-Ads.