Curiosa acción de guerrilla de la agencia Rademakkers de Amsterdam.

Me encantan este tipo de acciones porque con algo tan simple como poner una pegatina se consigue mucho. En una ciudad como Amsterdam, en la que el transito de bicicletas es enorme, es de vital importancia la necesidad de tener unas luces de buena calidad. Este tipo de acciones actúan como un eficaz recordatorio.