Cuando tienes una ventaja diferencial, tu comunicación, tus productos y tus servicios también deben tenerla. Para inaugurar el primer centro comercial abierto de todo Brasil, los encargados quisieron hacer un regalo a todo el mundo. Pero un regalo que todo el mundo pudiera regalar a su vez y que además fuese algo fuera de lo típico. ¿Y qué mejor regalo que una nube?

La gente podía regalar nubes con diversas formas sólo con un tweet. Un detalle precioso y, desde luego, original. Y una manera brutal de integrar las experiencias, las redes sociales y el mundo offline. Genial.

La acción es obra de la agencia brasileña NBS y la he visto en Ads of the world.

About these ads